solidaridad

Cáritas Burgos aumentó sus intervenciones un 21% en 2015

imagen
El arzobispo de Burgos, Fidel Herráez junto con los representantes de Cáritas Burgos ante los medios de comunicación.

Cáritas Burgos realizó durante el año 2015 un total de 68.010 intervenciones lo que significó un aumento del 21,40%, con respecto al ejercicio anterior, según ha indicado la coordinadora de Acción Social de Cáritas Burgos, María Gutiérrez.

burgosnoticias.com  | 31/05/2016 - 12:43h.

Durante la presentación de la Memoria de Actividades correspondiente al año 2015, Gutiérrez ha señalado que estos datos indican que las intervenciones aumentaron, mientras que el número de personas atendidas se mantuvo estable.

En este sentido, ha explicado que tras la crisis se ha detectado una nueva realidad social frágil y desigual que refleja que la pobreza se extiende y se hereda. Ha destacado que el desempleo sigue siendo la gran causa de exclusión social ya que el 62,5% de las personas atendidas por Cáritas en 2015 son desempleadas.

De los números de la Memoria, se desprende que el fracaso escolar y la escasa formación sigue siendo el factor determinante de exclusión social, ya que el 62% de las personas atendidas no supera la educación primaria, al tiempo que se ha detectado que la dinámica del 'descarte' afecta especialmente a desempleados de larga duración, mayores de 50 años y personas con problemas de salud mental.

El documento refleja que las personas atendidas padecen un fuerte desánimo y mantienen una gran desesperanza que las impide formarse y progresar, al tiempo que se evidencia que son personas solas vulnerables y aisladas. Además Cáritas considera que en virtud de estos datos, las políticas del Estado de Bienestar no garantizan el acceso pleno a los derechos básicos como salud, vivienda o empleo.

Por todo ello, Cáritas solicita como respuesta a esta situación garantizar una renta mínima digna y equitativa a nivel estatal, políticas en materia de viviendas que garanticen el acceso a las personas en situación social de exclusión, además de transformar el modelo económico que pongan en el centro a las personas, creando empleo digno y apoyando la economía local.

Cáritas dedicó más de 4 millones de euros a diversos programas que se destinaron a acogida parroquial, fomento de empleo, servicios generales, cooperación internacional, infancia y personas sin hogar, entre otros.

En este sentido, la procedencia de los recursos invertidos se dividió  entre los socios de la organización, donativos y herencias, fundaciones y entidades privadas, convenios y subvenciones públicas, además de organismos de la Iglesia y campañas.

Deja tu comentario
publicidad
publicidad


publicidad