COVID-19

La Junta pone en marcha un carné de inmunidad para personas que hayan superado el coronavirus

cyl-covid
iLeón | 07/04/2020 - 17:08h.

La Junta de Castilla y León ha decidido poner en marcha un carné de inmunidad para personas que hayan superado el Covid-19. La Consejería de Sanidad desarrolla para ello la app Sacyl Conecta, que todavía no está operativa pero ya se puede descargar, según aseguró este martes su titular, Verónica Casado.

El carné de inmunidad podría llegar hasta la fecha a las 564 personas que ya han sido dadas de alta en León, según datos ofrecidos este martes por la Consejería de Sanidad. La medida se enmarca en la estrategia para la desescalada del coronavirus que la administración autonómica prepara para tener una hoja de ruta para la transición tras la pandemia.

Durante el Comité Interterritorial de Salud, el Mininisterio informó de la realización de un estudio para conocer la seroprevalencia del virus en la población a través de una muestra aleatoria de 62.000 personas en España ante el plan de desescalada.

La consejera volvió a aclarar que se realizan dos tipos de test, el llamado PCR de detección molecular y los anticuerpos o rápidos, cuyo resultado se conoce en unos quince minutos. Ninguno de ellos, como explicó, sirve para los asintomáticos, de manera que un paciente al que se hace la prueba rápida si es positivo indica que se está con el virus o se ha pasado y cuando es negativo no se descarta la enfermedad y se aplica el PCR.

Así, se conocerá la inmunidad, quién está enfermo o ha estado y las actuaciones a seguir, ya que se manera prioritaria los test rápidos se realizan a profesionales en cuarentena o aislados, residentes y trabajadores de geriátricos y personal de los sectores de los servicios esenciales.

Casado afirmó que se aplicará el protocolo y los sanitarios en cuarentena o aislados que en siete días no tengan síntomas se les hará el PCR para conocer si han superado el virus y se pueden reincorporar a sus puestos.

Respecto del uso de las mascarillas, recordó que la Organización Mundial de la Salud (OMS) ha vuelto a aconsejar que sean para personas enfermas o quienes hayan tenido contacto con ellos para evitar que quien las necesita no tenga acceso a este elemento de protección.

Deja tu comentario
publicidad
publicidad


publicidad