confidencial radio arlanzón

Defectos en los nuevos depósitos de agua de Cortes

Aguas de Burgos se niega a recibirlos hasta que por parte de la UTE que los ha construido no se solucionen algunos defectos que podrían generar graves problemas en el futuro uso de los mismos.

imagen
burgosnoticias.com  | 13/12/2017 - 20:36h.

Los depósitos realizados por una UTE conformada por Copsa, San José y Rio Valle debieran haber estado entregados ya hace algún tiempo, es más, incluso hasta llenos. Defectos, parece que relacionados con el asentamiento del terreno que han producido desconchados en el hormigón han hecho que los técnicos de Aguas de Burgos S.A. no quieran hacerse cargo de los mismos hasta que sean subsanados, y este depósito, dividido en dos y que puede albergar hasta 35.000 metros cúbicos de agua esté en perfecto estado de recepción.

Este martes ha habido una reunión entre responsables de la UTE y de ACUAES (Aguas de las Cuencas del Norte) que es quien encargó el trabajo para Aguas de Burgos S.A. para ponerse manos a la obra y solucionar los defectos detectados.
Expertos en la materia señalan que aunque inicialmente los defectos no inciden en el funcionamiento del depósito, en el  futuro si que podría verse afectado, por lo que han exigido su arreglo.

El suministro a la ciudad y a sus fábricas depende en la actualidad de 3 depósitos: el del Castillo con capacidad para 40.000 metros cúbicos, el de Villatoro (15.000); y el de Villalonquejar (15.000). Además de para agua de boca en Burgos y otras localidades del Alfoz abastecen a las empresas de la capital, siendo Adisseo en invierno y San Miguel en verano las que más consumen.

Respecto al estado de los pantanos de Arlanzón y Uzquiza que son los que abastecen a todos estos depósitos, ya que no ha sido necesario de momento poner en marcha la acometida en reserva de Villaverde Peñahorada señalar que actualmente tienen garantizado el servicio para en el peor de los casos (que no llueva nada) de hasta 8 meses, si bien se espera que este invierno y primavera se produzcan las precipitaciones habituales para recuperar buena parte del agua que se ha perdido por la sequia de los últimos años.

publicidad