Exposición

El CAB acoge la muestra ‘Clouded Lands’, la primera exposición en España de Food of War

Los conflictos, las luchas sociales y la legítima e histórica reivindicación sobre el derecho a la tierra están en la raíz de esta sugerente, comprometida y audaz propuesta artística.

burgosnoticias.com  | 04/03/2017 - 10:30h.
Foto: CAB

El Centro de Arte de Caja de Burgos acoge hasta el 28 de mayo la muestra 'Clouded Lands- (Tierras Nubladas)'.

Food of War, en palabras de Olga Pastor, comisaria independiente vinculada al colectivo desde sus inicios,  lleva en activo tres años y ha pasado ya por Colombia, Oriente Medio, España, Italia, Alemania, Ucrania y Bielorrusia. Sus miembros han creado un "manifiesto" que explica los objetivos y acota el modus operandi.

Sin menoscabo de la libertad individual de cada artista, una de las premisas principales del colectivo es la denuncia social y la lucha por la paz. Una paz, que como estamos comprobando en el reciente caso de Colombia, se puede conseguir. Los artistas y el "manifiesto" son los protagonistas de una aventura que no ha hecho más que empezar y que paso a paso se  adentra por los más pedregosos senderos.

En "Comida de guerra", prosigue Olga Pastor,  se unen conceptos y personas de muy diferentes estilos y disciplinas, aunados en un frente común de reflexión y denuncia. Un colectivo de paz que busca despertar conciencias en su afán por encontrar soluciones menos crueles.

La propuesta que ha desarrollado en esta ocasión el colectivo artístico repasa las terribles consecuencias que tuvo, principalmente en Europa, pero a la postre en todo el mundo, el terrible suceso del escape radiactivo en la central nuclear de Chernóbil (Ucrania) en los postreros años de existencia de la Unión Soviética.

El 26 de abril de 1986 la explosión en uno de los reactores provocó, además de la muerte de numerosos operarios y bomberos que intervinieron en la central tras el accidente y  la contaminación inmediata del área circundante, una inmensa nube radiactiva que inicialmente sobrevoló Escandinavia y Europa Central. Hoy se sabe que las nubes radiactivas de Chernóbil alcanzaron todo el mundo.

España, con independencia del grado de afectación que pudiera causar la nube, no dejó de estar presente en el debate sobre las condiciones de seguridad de sus centrales nucleares. Una de las más controvertidas, sin lugar a dudas, fue la radicada en la localidad burgalesa de Garoña. Como es habitual, cada nuevo proyecto que desarrolla Food of War en un lugar concreto procura la incorporación al debate de diferentes artistas, que suman sus trabajos  a  la necesaria reflexión con que debemos afrontar  la persistencia de este tipo de factorías de producción energética.

--- patrocinados ---
Deja tu comentario
publicidad
publicidad


publicidad