CON VÍDEO

La Policía Nacional de Aranda de Duero desmantela una plantación clandestina de marihuana

policia-suceso-nacional-local

Agentes de la Comisaría Local de Policía Nacional de Aranda de Duero, en colaboración con la Policía Local de la localidad ribereña, han desmantelado mediante un operativo conjunto una plantación clandestina de marihuana escondida en una zona de monte  propiciando  la detención de un varón como presunto autor de un delito contra la salud pública. La investigación permanece abierta y no se descartan nuevos arrestos.

burgosnoticias.com  | 30/09/2021 - 13:57h.

Agentes de la Comisaría Local de Policía Nacional de Aranda de Duero, en colaboración con la Policía Local de la localidad ribereña, han desmantelado mediante un operativo conjunto una plantación clandestina de marihuana escondida en una zona de monte  propiciando  la detención de un varón como presunto autor de un delito contra la salud pública. La investigación permanece abierta y no se descartan nuevos arrestos.

A raíz de informaciones de la ciudadanía, en las que se podían inducir la existencia de una zona de cultivo de plantas de marihuana cerca de la carretera de La Aguilera, en los alrededores de la Ciudad de la Educación, los agentes de la Policía Nacional iniciaron las investigaciones para localizar dicha plantación, rastreando el monte durante un par de días sin éxito.

Paralelamente, la Policía Local de Aranda también había tenido noticias de la existencia de una plantación que se situaba por la misma zona. Al intercambiar la información entre ambos cuerpos se pudo precisar la ubicación y establecer un operativo conjunto que, en la mañana del día 28 de septiembre, permitió encontrarla camuflada en una zona de bosque a unos 1.000 metros del borde de la carretera hacía el interior del monte.

Se han contabilizado 120 plantas de marihuana y que, dada la época del año, se encontraban maduras y en plena floración, listas para su cosecha, por lo que en un cálculo estimado de rendimiento se han retirado del mercado más de 50 kilos de marihuana lista para consumo.

La plantación estaba situada en una zona de difícil acceso para personas y no transitable en vehículo, en una hondonada natural del monte que sólo es visible si se conoce su paradero, rodeada de maleza y árboles. Se encontraba vallada para protegerla del paso de animales, obteniendo el agua para el cultivo a través de una red de agua conectada al suministro de una parcela cercana.

La complicada ubicación de las plantaciones de marihuana es una práctica habitual de los delincuentes que se dedican al tráfico de sustancias estupefacientes y que intentar dificultar su localización tanto a la policía como a cualquier persona que pueda verlas por casualidad.

--- patrocinados ---
Deja tu comentario
publicidad
publicidad


publicidad