MUNICIPAL

El Ayuntamiento tiene un Plan B si el recurso sobre la limitación de las salas de juego no prospera

salas-juego
Sala de juego.|Wikimedia commons.
burgosnoticias.com  | 24/01/2023 - 12:12h.

El Ayuntamiento de Burgos no está de acuerdo con la sentencia emitida por el Tribunal Superior de Justicia de Castilla y León por la que considera "demasiado restrictiva" la limitación de las salas de juego en la ciudad, y por eso va a recurrir este auto, según ha señalado el concejal de Urbanismo, Daniel Garabito.

En este sentido, ha asegurado que la sentencia estima que el Ayuntamiento sí tiene competencias para poder limitar la instalación de salas de apuestas en la ciudad, pero esta limitación, según el auto es muy restrictiva y no está suficientemente motivada, algo que para Garabito responde a un "criterio subjetivo del juez".

Al respecto, Garabito ha recordado que en 2016, el Ayuntamiento modificó el Plan General para permitir la instalación de salas de juego con un uso terciario recreativo y fue en 2019, cuando el Consistorio volvió a modificar este Plan General para que las nuevas salas de juego se instalaran  en polígonos industriales y zonas comerciales, pero no en entornos urbanos residenciales.

En esta línea, ha señalado que el Ayuntamiento entendió en 2019 que era necesario rectificar porque aprobó algo que no resultó beneficioso para la ciudad y lo enmarca "dentro del derecho a la rectificación", al tiempo que resalta que es muy difícil que todos los grupos estuvieran a favor de esta modificación del Plan General de Ordenación Urbana.

El edil de Urbanismo, ha anticipado que en caso de que no prospere el recurso, el Ayuntamiento cuenta con un Plan B que consistirá en delimitar zonas saturadas o aumentar las distancias para establecer este tipo de instalaciones.

Asimismo, recuerda que el Ayuntamiento no quiere prohibir por completo las salas de juego en la ciudad, sino limitar su implantación y que no se ubiquen en suelo residencial

Sobre la posibilidad de reiniciar el procedimiento tal y como le pide Podemos, Garabito asevera que no es jurista y que todavía no se trabaja en ese escenario, ya que se desconoce si prosperará o no el recurso, antes de reconocer que la ludopatía es un problema de salud pública y que trabajarán mano a mano a con la Asociación Burgalesa de Rehabilitación del Juego Patológico.

En otro orden de cosas, Garabito ha anticipado que a principios de febrero comenzarán las obra en la Plaza Lavaderos, Francisco Grandmontagne y Plaza Roma.

TAMBIÉN TE PUEDE INTERESAR

--- patrocinados ---
Deja tu comentario
publicidad
publicidad


publicidad