CONFIDENCIAL RADIO ARLANZÓN

Lacalle no dice la verdad ni a su médico

senado-lacalle

El candidato al Senado y a la alcaldía de Burgos por el Partido Popular "va pregonando por todas las esquinas" que ha sido obligado por el presidente de su partido, Pablo Casado para que se presente a la Cámara Alta en las Elecciones Generales del próximo 28 de abril. Este CONFIDENCIAL sabe a ciencia cierta que nunca ha existido tal obligación sino más bien todo lo contrario, es decir, el ha pedido encarecidamente que le pusieran en las listas.

burgosnoticias.com  | 25/03/2019 - 13:23h.

Lacalle exigió, eso sí, después de que se le obligara desde "Génova" a concurrir como cabeza de cartel a las Municipales (siempre ha señalado que le gustaría ser Consejero de Fomento en la Junta de Castilla y León) que como compensación futura se le tenía que hacer un hueco en las Elecciones Generales, que por esas fechas se desconocía aún cuando iban a convocarse.

El adelanto electoral de Pedro Sánchez le ha pillado "con el paso cambiado" y por ello el ya denominado "Supercandidato" no ha tenido más remedio que, ante la posibilidad no descartada de un mal resultado local, tenía que ir obligatoriamente al Senado, y además como número 1, no vaya a ser que el PP sólo logre un escaño en esta provincia.

En esto, y por medio, ha estado la posibilidad de que Pilar del Olmo, Antonio Silván o Yolanda de Gregorio, en algunos casos buscando aforamiento, se presentarán haciendo doblete también a las alcaldías de Valladolid, León o Soria, respectivamente. Finalmente estos aspirantes han quedado citados exclusivamente para intentar ser alcaldes de sus ciudades, por lo que Lacalle será el único que, en principio, repetirá en dos comicios (28 de abril y 26 de mayo).

Este CONFIDENCIAL sabe que Lacalle le ha pedido insistentemente al presidente provincial de su partido, César Rico, al presidente regional, Alfonso Fernández Mañueco, y al vicesecretario de Organización Nacional, Javier Maroto (conocido suyo de cuando fue alcalde de Vitoria) que le lleven en las listas del Senado, y no pidió ir al Congreso porque sabía perfectamente que ese puesto estaba reservado desde hacía mucho tiempo para Sandra Moneo.

Dicho esto, no cuela por mucho que algún periodista quiere "lavarle la cara" que Pablo Casado le ha conminado (exigido bajo amenaza de castigo) a presentarse también a la Cámara Alta. Y si encima se dice que lo hace por la gran experiencia que atesora, más de uno sigue pensando que político y periodista comparten algún secreto oculto, ya que lo que todos en Burgos piensan es que el objetivo de Lacalle es "garantizarse el sustento", o lo que es lo mismo, seguir viviendo de la política ya que ese ha sido su único oficio reconocido desde pequeño, salvo un mes en un verano en el que estuvo haciendo váteres en una fábrica de Burgos.

Al día siguiente de las Generales veremos si la apuesta personal del "Supercandidato" ha sido un acierto o como algunos ya presuponen servirá para demostrar que aunque seas un profesional de la política no se puede ser "culo de dos asientos".

Deja tu comentario
publicidad
publicidad


publicidad